Guinea Ecuatorial acoge la XXIII Reunión de los Bancos Centrales de Países Francófonos

Guinea Ecuatorial acoge esta semana la XXIII Reunión de los Bancos Centrales de Países Francófonos, que analizará en esta ocasión aspectos que se producen con las situaciones de inestabilidad financiera y con la adopción de medidas estratégicas para superarla de la forma más eficaz posible.

La cumbre, que se desarrolla en la ciudad de Sipopo (Malabo) hasta el próximo viernes, ha sido convocada bajo el lema de “Los bancos centrales frente a los choques externos”, según la página oficial de información del Gobierno, que añade que, durante los tres días de la conferencia, los gobernadores de las entidades bancarias se reunirán en varias sesiones para estudiar y adoptar iniciativas comunes que ayuden a solventar la inestabilidad financiera.

En esta la XXIII Reunión de los Bancos Centrales de Países Francófonos se han tratado los siguientes temas:

Choques Reales o Monetarios, Incertidumbres y Reacciones de los Bancos Centrales :  Durante esta sesión se ha tratado las turbulencias en los mercados financieros y la caída del precio del crudo como principales preocupaciones sobre la solidez del crecimiento mundial. También se ha comunicado que el Fondo Monetario Internacional (FMI), en esta primavera del 2016, ha mostrado su preocupación sobre la situación actual.

Choques y Prevención-Protección Financiera para Incrementar la Capacidad de Resistencia: Durante el debate de la segunda sesión, los gobernadores han informado que la crisis financiera internacional ha demostrado que solo el mantenimiento de la estabilidad de los precios no podrá garantizar la estabilidad macroeconómica, y que la implementación de una vigilancia al respecto será necesaria.

La Comunicación de los Bancos Centrales y Reacciones de los Agentes: El tercer y último punto del día; en el que se ha dado un mayor énfasis a la comunicación, como herramienta fundamental para establecer una política monetaria, pues los bancos centrales reconocen cada vez más la importancia de transmitir un mensaje eficaz.

En total, han sido treinta y ocho los bancos centrales francófonos participantes, representando a cincuenta y ocho países, tanto africanos como europeos. Todo ellos celebrarán su próximo encuentro en Suiza, en 2017.

El comité organizador prevé que las conclusiones adoptadas se concreten a través de recomendaciones pertinentes y aplicables a corto y medio plazo, para que los estados miembros hagan frente a esta problemática.

Fuente :  www.guineaecuatorialpress.com

Tambien te puede interesar


Deja un comentario