El Banco Africano de Desarrollo apoyará mediante financiación a los países africanos a combatir el Cambio Climático

El cambio climático al ser un problema de alcance mundial y que está afectando a países africanos, el mismo problema ha sido tratado en varias cumbres y se ha firmado varios acuerdos para tratar de combatirlo, para ello la institución financiera panafricana ha anunciado su voluntad de intervenir a través de varias iniciativas destinadas a reducir en última instancia la carga del gasto climático en la región.

A nivel mundial cada país tiene asignado un presupuesto o porcentaje a gastar o consumir en lo que se refiere al cambio climático. El Banco (BAD) acaba de comprometerse a ayudar a los países africanos a reducir la carga del gasto climático. Cada año, consumen hasta el 10% de sus presupuestos en sus diferentes iniciativas contra este fenómeno.

Cada estado según los acuerdos firmados a nivel mundial, como el Marco Sendai, el acuerdo de Paris y la Agenda Addis Abeba o a nivel interno del continente africano, cada país debe emprender acciones para la reducir la emisión de gases tóxicos a la atmosfera o para combatir los efectos del cambio climático, y para eso se le asigna un fondo para poder invertirlo en esta acciones. Estos al no disponer de fondos suficientes para hacer frente a la emergencia climática, muchos estados africanos finalmente deciden transferir recursos destinados a financiar los sectores del desarrollo, incluida la salud, la educación y la infraestructura, a acciones de adaptación a la resiliencia climática.

«En consecuencia de la inactividad de los países africanos, durante varios años, el continente africano se ha visto afectado regularmente por ciclones, inundaciones y otras sequías. Los países en dificultades son también los estados más vulnerables al cambio climático, buscamos evitar que el gasto climático afecte su desarrollo socioeconómico», dijo el jefe de la división de clima y crecimiento verde, Al-Hamadou Dorsouma.

La decisión de ayudar a los países a combatir esta problemática entra dentro de las actuaciones del BAD. La participación de la firma panafricana en la financiación climática ha aumentado gradualmente a través de los años, a partir de solo el 9% en 2016, hasta el 28% en 2017 y el 32% en 2018. En 2019, alcanzó el 36% del volumen, esa participación se valora casi en 3.600 millones de dólares estadounidenses.

Los capitales invertidos en esta causa provienen principalmente de sus propios recursos y del financiamiento climático global asignado conforme a la Agenda Addis Abeba. Sobre este último punto, el BAD además de justificar el presupuesto asignado a nivel mundial según los convenios firmados, también señala que el apoyo inquebrantable de los estados africanos le brinda una verdadera facilidad para acceder a estos recursos públicos y privados estimados en cientos de miles de millones de dólares estadounidenses cada año.

En cuanto a la asignación de la financiación global de las acciones para luchar contra el cambio climático, Al-Hamadou sostiene que «sin poder cumplir con las muchas condicionalidades para el acceso a los fondos climáticos, África, la región menos contaminante pero más vulnerable, solo se beneficia del 4% de la financiación climática global.

Para acelerar los y las acciones de los países miembros para la adaptación al cambio climático y resiliencia, el BAD planea destinar 25 mil millones de dólares USA para 2025, incluidos 12.5 mil millones en equidad.

Al-Hamadou Dorsouma pide a los estados africanos que acrediten sus respectivas instituciones a estos fondos. Por lo tanto, deberán asegurarse de que cumplen sus criterios en términos de transparencia y trazabilidad. «Apoyamos activamente los esfuerzos de los estados africanos para cumplir con estas condiciones».

Publicar un comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí