Este no es el momento de detener la producción de Gas Natural en Guinea Ecuatorial (Por Gabriel Mbaga Obiang Lima)

0
  • Desde 1996, el descubrimiento y el desarrollo del petróleo y el gas han transformado la economía de Guinea Ecuatorial.

Desde que Irlanda en 2018 se convirtió en el primer país en decir que se despojaría por completo de los combustibles fósiles, los gobiernos, activistas y agencias de todo el mundo han comenzado a recitar el mismo grito de guerra: prohibir toda financiación para el desarrollo y la producción de hidrocarburos.

La idea de una prohibición general tiene como objetivo ayudar a alcanzar emisiones de carbono netas cero y sofocar el cambio climático. Los defensores dicen que al reducir la financiación para el petróleo, el gas natural y el carbón, una mayor parte permanecerá bajo tierra y el mundo se verá obligado a cambiar a las energías renovables para obtener electricidad y calor, independientemente de que exista la infraestructura y la capacidad para proporcionar energía solar, eólica e hidroeléctrica de manera equitativa en todo el mundo.

Apenas unos días antes del inicio de la Semana de la Energía de África 2021, del 9 al 12 de noviembre, en Ciudad del Cabo, organizada por la Cámara Africana de Energía, en asociación con el Departamento de Recursos Minerales y Energía de Sudáfrica. Hemos dado un paso importante para mejorar nuestra legislación sobre hidrocarburos, ya que el sector del petróleo y el gas representa más del 60% del PIB de Guinea Ecuatorial.

Desde 1996, el descubrimiento y el desarrollo del petróleo y el gas han transformado la economía de Guinea Ecuatorial. Los productos del petróleo representan la gran mayoría de nuestras exportaciones, más del 60% de nuestro producto interno bruto (PIB) y el 80% de nuestros ingresos fiscales. Gracias a aprovechar nuestros recursos de hidrocarburos, nos enorgullece decir que tenemos la Renta Per Cápita más alto de África subsahariana.

Sin embargo, como muchos otros países, el PIB se contrajo durante la pandemia de COVID-19 y la inversión también se contrajo.

Con la pandemia retrocediendo, al menos por ahora, y el mercado regresando, debemos aprovechar la oportunidad de restaurar nuestra economía. Guinea Ecuatorial está dotada de enormes riquezas de hidrocarburos: 1.100 millones de barriles de reservas probadas de petróleo crudo y 1.3 billones de pies cúbicos de reservas probadas de gas natural. Se necesitará más inversión para producir esos recursos y hacer un buen uso, no menos.

Con eso en mente, Guinea Ecuatorial está revisando nuestra Ley de Hidrocarburos de 2006.

Esperamos que nos permita atraer a más participantes energéticos regionales e internacionales e incentivar la inversión en toda la cadena de valor. Eso nos permitirá realizar el potencial de nuestra industria de gas natural en alta mar y ser cada vez más competitivos en el sector del gas.

Un factor clave es la monetización continuada del proyecto Alen Gas, que incluye una red de instalaciones de producción, procesamiento y transporte en Punta Europa, Isla de Bioko. El proyecto, liderado por Chevron y sus socios (Glencore, Atlas Petroleum, Gunvor y GEPetrol), ha atraído una inversión extranjera directa de 475 millones de dólares. El primer gas comenzó a fluir en el proyecto en marzo de 2021.

Alen Gas representa la primera fase del Gas Mega Hub (GMH). GMH es una estrategia nacional para aprovechar nuestros recursos nacionales de gas sin explotar y ayudar a que nuestras instalaciones de GNL sigan siendo competitivas, pero va más allá de nuestras fronteras. GMH incluye el proyecto transfronterizo propuesto con nuestro vecino Camerún, que permitirá a ambos países beneficiarse de nuestros recursos compartidos en el campo de gas condensado Yoyo-Yolanda y construir una industria de GNL intraafricana. Daremos prioridad a los acuerdos regionales de gas con Nigeria, ya que es clave. Trabajando con nuestros socios estadounidenses, tenemos un plan para Fortuna FLNG que pretendemos utilizar tecnología de clase mundial para producir GNL bajo en carbono.

No nos detendremos allí porque Guinea Ecuatorial es un modelo de cómo una región rica en gas puede explotar sus recursos y mejorar el crecimiento del sector. En África, como en muchas otras naciones, el gas natural significa puestos de trabajo. En África, en particular, tiene el potencial de sacar a las familias de la pobreza. Usaremos el gas de Guinea Ecuatorial para unirnos a la lucha en hacer que la pobreza energética sea historia.

Imagínese una África en la que se utilicen proyectos de gas para generar energía para aumentar las posibilidades de muchos y crear puestos de trabajo y ampliar nuestra base impositiva.

Además, dado que el gas natural es el combustible fósil más limpio, es fundamental para la transición energética. Es bien sabido que naciones como Estados Unidos, Reino Unido y Japón están elaborando sus planes de transición en torno a este tema. ¿Por qué África debería ser diferente? En lugar de pedir que la inversión en gas natural africano se cierre como una válvula de gasoducto, el mundo debería apoyarla como un pasaje hacia un futuro neto cero.

Por Gabriel Mbaga Obiang Lima, Ministro de Minas e Hidrocarburos de Guinea Ecuatorial

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí