El nuevo Director General de Aduanas se reúne por primera vez con las empresas de su sector

Jorge Seriche Dougan Dick ha presentado a los directores de las empresas adscritas a su dirección los nuevos lineamientos y metodologías de trabajo que desde ahora en adelante, se llevarán a cabo para el buen funcionamiento y la marcha de este sector.

En la mañana de hoy jueves, sobre las 9:00h de la mañana, el nuevo Director General de Aduanas, Jorge Seriche Dougan Dick, ha mantenido un primer encuentro con las empresas que operan en el sector a su cargo, una cita a la que ha denominado como una primera toma de contacto, ya que según ha matizado, la sesión proseguirá en fechas próximas.

Uno de los matices que ha puntualizado el número uno de aduanas, es la solicitud de una coordinación y colaboración fluida, en base al respeto de los plazos que determina la administración central en cuanto al sometimiento de expedientes, ya que se ha observado que muchas de ellas apuran al límite sin tener en cuenta el debido análisis exhaustivo que requieren todos los recursos sometidos a la dirección para su aprobación o no. En este mismo contexto, les ha requerido presentar en un plazo de cinco días inprolongables sus estatutos y autorizaciones correspondientes para el desempeño de sus funciones.

Para un buen desempeño y facilidad de la actividad aduanera en el país, Jorge Seriche Dougan Dick ha subrayado a los representantes legales de las empresas aduaneras que operan con las corporaciones del sector de hidrocarburos que cuenten con el visto bueno previo del Ministerio de Minas e Hidrocarburos y no limitarse en la solicitud de autorizaciones a la Dirección General de Aduanas, al tiempo que les ha instado que como sujetos pasivos de impuestos, mantengan una colaboración estatal con la administración, presentando las correspondientes pruebas de estar al corriente de las obligaciones fiscales antes de acceder a una renovación de alguna autorización.

Y finalmente, les ha pedido que para las próximas convocatorias no sigan incurriendo en el error de designar a sus logísticos como representantes, ya que en muchos de los casos, estos no conocen de manera íntegra la administración integral de la empresa.